1984 DOS AÑOS DE TENACIDAD

DOS AÑOS DE TENACIDAD
Dos años se van a cumplir desde que el 8 de Octubre de 1982, en la página 21 del diario "INFORMACION" apareciese un titular que rezaba "Primer aniversario del cine-club "Villena", firmado por Antonio Sempere. Desde entonces, además de haber discurrido veintitantos meses de la historia de nuestra ciudad, han surgido mil y un momentos vividos para el que suscribe de un modo "sui generis". Ser corresponsal en unas circunstancias como las que nos rodean, aquí y ahora, tiene su "intríngulis" (ya Alfredo Rojas apuntaba en su "confiteor" de la revista "Villena" algunas tesis en este sentido). Aclarar algunos conceptos, relatando algunas anécdotas, es lo único que pretendemos.
POCO ESPACIO: EL ETERNO PROBLEMA
Si existe alguna pesadilla para el corresponsal, esa es la falta de espacio. Un problema permanente al que hay que enfrentarse a diario. Las secciones de provincia adolecen de estrechez para todos los colaboradores existentes. Si a las escasas páginas concedidas añadimos la publicidad a incluir en todas ellas de forma obligada, nos encontramos con la imagen clásica del encargado de la sección resoplando medio enfadado pensando "a ver a quién de-, jamos fuera", sabiendo que lo más probable es que la historia se repita al día siguiente. Las llamadas tele-fónicas de protesta por parte del corresponsal de turno -si todavía no está inmunizado ante esta contrariedad en su trabajo- será correspondida con un "ponte en mi lugar, haz el favor", invitando a colgar el auricular lo antes posible. Pero la conferencia a cobro revertido a la redacción no será más que un desahogo y todo seguirá igual.
A CADA CUAL LO SUYO
En nuestro caso, la distribución del diario en cuanto a provincia se refiere viene determinada así. Existen cuatro delegaciones en Elche, Elda, Alcoy y Benidorm, cada una de las cuales cuenta con redactores y reporteros gráficos propios, y unas páginas a cubrir por sí mismas diariamente
En segundo lugar se encuentran las subdelegaciones, en las que se incluye Villena, junto a Villajoyosa u Orihuela, que tienen preferencia sobre las demás poblaciones, compartiendo el espacio, genéricamente destinado a "Provincia" y debiendo publicar diariamente una crónica siempre que las posibilidades lo permitan.
Y esto ha sucedido con Villena, que no todos los días ha aparecido con su artículo correspondiente, pero que no por ello dicha crónica ha dejado de estar todos y cada uno de los días desde aquel octubre del 82, en la mesa de la redacción alicantina. El encargado de en maquetar las páginas de provincia ha sido el responsable último de que, según su criterio, entrase o no la información de Villena para el día siguiente.
EL MEDIO DE TRANSPORTE
Otro problema viene dado por la necesidad de enviar los originales de cada día a las 2 de la tarde. El medio de transporte utilizado para este fin es el autobús. Y el último de la línea Villena-Alicante sale a esta hora. De forma que al medio día debe estar confeccionada la información de la jornada siguiente, lo cual la atrasa en 24 horas en la mayor parte de los casos.
No obstante, la misión de la prensa escrita sería la de analizar la noticia, ampliándola y comentándola, dejando a la radio para darla a conocer a la opinión pública simultáneamente al momento en que ésta se produzca.
LOS PRINCIPALES ACONTECIMIENTOS
Villena ha tenido su hueco algunos días en la portada del periódico, a pesar de las insuficiencias a las que antes aludíamos. Este fue el caso de la muerte del escultor Navarro Santafé, al cual, además, en el interior, se dedicó una página, (¡qué menos se podía hacer ante aquel triste suceso!).
También se nos mencionó en portada, entre otras, en la huelga realizada por alumnos y profesores del Instituto "Hermanos Amorós" ante la falta de calefacción en pleno mes de enero, o ante los anuncios de la construcción de un nuevo ambulatorio, o en los sucesos acaecidos durante las crisis de la comercial "Kickers".
ANECDOTAS PARA NO PARAR
Podríamos enumerar aquí un sin fin de momentos de interés, lógicos en toda andadura de esta índole, difíciles o, por el contrario, agradables. La profesión impide dar a conocer muchos de ellos.
Haciendo un rápido balance, no obstante podemos afirmar que con el Ayuntamiento apenas si han existido problemas, salvo en alguna ocasión aislada rápidamente superada, y que el contacto con la realidad social de la ciudad ha sido muy amplio.
Uno de los hechos nada desapercibidos y ciertamente chocante ha estribado en la residencia del corresponsal buena parte de los meses invernales, en la capital de la provincia, por razones de estudio. Sacando a colación la tenacidad del principio, la ilusión por la labor bien realizada ha anulado el esfuerzo que muchas veces suponía en un solo fin de semana, recopilar información para los siete días venideros, comprobando cómo, si venía al caso, algunas de ellas ni siquiera eran publicadas por carencia de espacio. Han sido muchos atracones, bien es verdad, por folios que nunca han visto la luz.
¿Compensa, pues, permanecer en el cargo? La respuesta es sí, pero con los matices pertinentes. Quienes ya lo han desempeñado o incluso rechazado anteriormente, serían las personas indicadas a quienes formular esta cuestión.
Está claro que se necesita una vocación muy clara en un doble sentido para no "quemarse" rápidamente. La primera, no tener pereza a la hora de teclear la máquina, estando dispuestos a ello, sábados, domingos o festivos, mañanas, tardes o madrugadas. Lo segundo, y más importante, amar a la ciudad de la que se cuentan cosas, única condición para que se esté "al pie del cañón" siempre que haga falta. En este caso, el sufrimiento vendría cuando, al revés, no pudiésemos estar presentes en cualquier acontecimiento que transcurriese en la misma.
VILLENA SE MERECE MAS
Todos coincidimos en que Villena se merece más atención por parte de los medios de comunicación, uno de cuyos más fundamentales es la prensa. Pero los imperativos económicos, como en casi todo, se imponen una vez más, Y la publicidad, junto a las ventas (que todo va unido) es la que manda.
El círculo vicioso es muy claro. Al no leerse, nadie quiere anunciarse. Y al no existir respaldo publicitario importante, no se concede ese espacio que se añora, con lo cual volvemos a la escasez de ventas, justificada, según los lectores, en la poca atención que se nos presta.
Pero Villena, repetimos, se merece más, y ese es el reto que sostenemos todos los implicados directamente en las tareas de difusión de nuestra comarca. Esperemos que el futuro nos dé la razón y Villena suene más y más. Los medios de comunicación estamos empeñados en ello. Pero la colaboración de todos es imprescindible.
ANTONIO SEMPERE BERNAL
Extraído de la Revista Villena de 1984

No hay comentarios:

..... CONTINUAR... PASAR PÁGINA Pinchar en... (entradas antiguas)
Esta Web no se hace responsable de las opiniones de sus lectores. Todo el contenido es público. Usted puede copiar y distribuir o comunicar públicamente esta obra siempre y cuando se indique la procedencia del contenido. No puede utilizar esta obra para fines comerciales o generar una nueva a partir de esta..
Web: www.villenacuentame.com
E-Mail:
villenacuentame@gmail.com