1984 LA MASONERÍA EN VILLENA EN EL SIGLO XIX

La Masonería en Villena en el siglo XIX
Logia «Amor n.° 126» (1881)
por JUAN BTA. VILAR Universidad de Murcia
En el esotérico y complejo panorama de la Masonería alicantina contemporánea, la ciudad de Villena no se encuentra ausente.
Con posterioridad a 1900 tenemos noticia de diferentes logias que, al término de una existencia pródiga en ex-cisiones, reagrupamientos, readmisiones y nuevas defecciones, desaparecieron finalmente, o por mejor decir -utilizando la terminología masónica-, entraron en un «sueño» del que no despertarían ya. Algunas de esas logias lograron prolongar su azarosa vida hasta 1940, en que fueron oficialmente disueltas, y sus miembros perseguidos y encarcelados, en virtud de la ley de 1.º de marzo de ese año sobre represión de la masonería y el comunismo (1).
Por el contrario, la Masonería en Villena durante el siglo XIX resulta casi enteramente ignota. Nuestro nivel de conocimientos sobre el tema se reduce a algunas noticias esporádicas en relación con notorios masones villenenses de la pasada centuria.
En el curso de mis investigaciones sobre la masonería de Alicante y su provincia, tuve recientemente la fortuna de hallar en el Archivo Histórico Nacional, Sección «Guerra Civil», la primera referencia segura y documentada sobre una logia ochocentista en Villena. Se trata de un estadillo (2), fechado en 16 de junio de 1881, alusivo a la logia «Amor n.° 126», correspondiente al Gran Oriente de España, suscrito en nuestra ciudad por el secretario de la misma, José Mª Soler, natural de Alicante, de 34 años de edad, consignatario -sin duda de buques y transportes-, grado 3.°, y que se firma con el nombre simbólico de «Scipión».
Entre 66 afiliados, tan solo 27 figuran como miembros activos. Ello induce a pensar en una fase de virtual desaparición de la logia entre su fundación en fecha indeterminada y un posterior reagrupamiento y resurrección en torno a 1881, fenómeno este último que acaso tuviera lugar bajo los efectos reactivadores generados por la sustitución en mayo de ese año como Gran Maestre del Gran Oriente de España, del líder liberal y a la razón presidente del Consejo de Ministros, Práxedes Mateo Sagasta, por Antonio Romero Ortiz, ministro de Gracia y Justicia (3).
Consta cinco bajas entre los 20 afiliados más antiguos, una defección masiva -con solo cuatro excepciones- entre los números 21 y 57, y la incorporación de ocho nuevos hermanos en el momento de ser reactivada la logia. En cualquier caso los 27 miembros computados aseguraban a la asociación efectivos sobrados para su desenvolvimiento. De acuerdo con los estatutos del Gran Oriente de España, bastaban siete para el normal funcionamiento de una logia
En el año de referencia «Amor n.° 126» de Villena podía conceptuarse como una logia expansiva. Así, lo evidencia la permanencia en sus filas de la totalidad de los hermanos de afiliación más reciente, y la juventud de sus miembros, cuya edad media puede cifrarse en 38,5 años (4).
De la firme implantación de la logia en la localidad da fe el hecho de que el 41,1 de sus asociados fueran individuos oriundos de Villena, siendo el resto forasteros residentes. Entre los primeros se incluye al fundador, Casimiro Martínez, comerciante de 47 años, a quien el Gran Oriente había distinguido con el grado 9. Los foráneos procedían en su gran mayoría de varias localidades de la provincia, y de otras más o menos próximas de Valencia, Albacete, Murcia y Almería. Sin duda en la mayor parte de los casos debía tratarse de individuos que con anterioridad ya habían sido masones en sus puntos de origen.
Tabla 1
PROCEDENCIA DE LOS MIEMBROS DE LA LOGIA «AMOR N.° 126» DE VILLENA (1881)
Fuente: Archivo Histórico Nacional, Sec. Guerra Civil, Legs. Masonería
En cuanto a la extracción social, la de Villena responde al modelo bastante generalizado en ambientes alicantinos de logia mesocrática, nutrida de la mediana y pequeña burguesía más de la mitad de sus efectivos lo componen propietarios, comerciantes, empleados y militares, por ese orden. Los demás son profesionales de las artes liberales y artesanos. Como puede verse se trata de una asociación netamente burguesa, en la que no figura ni un solo obrero, y menos todavía asalariados rurales, en tanto casi un tercio de los asociados son «propietarios», o lo que es igual hacendados o terratenientes. La totalidad de los masones de Villena eran varones, no figurando en los registros de la logia ninguna mujer (5).
Tabla 2
PROFESIONES DE LOS MIEMBROS DE LA LOGIA «AMOR N.° 126»
Junto a los propietarios, la élite de funcionarios e intelectuales es sin duda el sector social mejor representado. Desde el médico-cirujano D. Alicio Caravaca y el abogado D. Martín Bellod, ambos de Villena al actor dramático valenciano Juan Colom, pasando por varios empleados y militares, uno de los cuales, el villenense D. Eusebio Ocaña, era un infortunado capitán mutilado.
Se menciona al joven director de la banda municipal, D. Antonio Gil, acaso con pretensiones de reencarnar al maestro Hilarión Eslava, fallecido en 1878, cuyo nombre adopta. Se alude, a su vez, a un titulado «artista», el alcoyano José Esteve Boronat, posiblemente vinculado también al floreciente y variopinto mundillo musical de la localidad, dado que se inscribe en la logia con el nombre simbólico de «Gaztambide». No aparece, desde luego, el genial compositor Ruperto Chapí, que fuese o no masón -cuestión ésta no dilucidada hasta el momento y en la que no entraré aquí-, difícilmente podía pertenecer a la logia de su ciudad natal, por tener su residencia en Madrid desde hacía varios años. Si, por el contrario, se menciona a su pariente Eugenio López Chapí entre los masones más condecorados de la localidad.
Poco más cabe añadir a lo ya expuesto sobre la logia villenense. La restante documentación referida a la misma puede darse por pérdida: actas, reglamentos y correspondencia. Por ello nada sabemos de sus actividades filantrópicas que como resulta habitual en estos casos debieron circunscribirse al doble ámbito de la beneficencia y la cultura. Pero si la coetánea logia yeclana «Hijos del Trabajo n.° 194», de carácter básicamente proletario, orientó sus esfuerzos al establecimiento de un «orfelinato y casa de masones pobres» (6), los acomodados hermanos de la inmediata urbe alicantina debieron destinar el producto de sus cuotas y donativos al fomento de la enseñanza y especialmente de la enseñanza de la música y del arte dramático, actividades ambas que siempre han merecido particular atención en ambientes ilustrados villenenses.
(1) Boletín Oficial del Estado. 2 marzo 1940.
(2) Archivo Histórico Nacional, Sección Guerra Civil, legs. Masonería.
(3) FERRER BENIMELLI, José A.: Masonería española contemporánea. Madrid. 1980, vol. II, p. 9.
(4) En un segundo estadillo, conservado con el aquí glosado, y fechado en 1.° de diciembre de 1881, se añaden otros dos miembros: Luis Arenas Quirós y Ricardo Guillén Fernández, incorporados a la logia con los números 67 y 68, y con los nombres de «Gravina» y «Espartero 2.°», de 30 y 29 años, naturales de Alcaráz y Villena, y factor telegrafista y propietario respectivamente.
(5) En la vecina localidad de Yecla, por el contrario, sobre un total de 18 miembros computados entre 1893 y 1897, se menciona una mujer, M. Concepción Bañón de profesión sus labores. Vid. AVALA, José Antonio: Una logia masónica murciana a finales del siglo XIX: Hijos del trabajo n.° 194" de Yecla (1893-1897). Anales de Historia Contemporánea, n.° 1 (Murcia, 1982) p. 182.
(6) AYALA, Una logia masónica murciana p. 174.
APENDICE DOCUMENTAL
CUADRO Log.: de los OObr.: que componen la R.: Log..: AMOR n.° 126, al Or.: de Villena, bajo los auspicios del Sr.: Gr.: Or.: de España

 Extraído de la Revista Villena de 1984

No hay comentarios:

..... CONTINUAR... PASAR PÁGINA Pinchar en... (entradas antiguas)
Esta Web no se hace responsable de las opiniones de sus lectores. Todo el contenido es público. Usted puede copiar y distribuir o comunicar públicamente esta obra siempre y cuando se indique la procedencia del contenido. No puede utilizar esta obra para fines comerciales o generar una nueva a partir de esta..
Web: www.villenacuentame.com
E-Mail:
villenacuentame@gmail.com