1934 ACTUACIÓN DE SINDICATOS AGRÍCOLAS

ACTUACIÓN DE SINDICATOS AGRÍCOLAS EN VILLENA
El año 1928, con motivo de las fiestas que Villena celebra, todos los años en honor de Nuestra Excelsa Patrona, publicó el periódico local "Villena Joven" un gran número extraordinario, y a requerimientos de su competente director, mi querido amigo, D. Luis Ferriz García, escribí un artículo titulado "Actuación del Sindicato Católico Agrario y de la Cooperativa Vinico-Alcoholera Villenense en nuestra población y dentro de las entidades homogéneas regionales y nacionales", y, tal vez, por aquello de que hay precedente, he sido invitado por la Redacción del periódico local "El Olivo" a que escriba un artículo sobre el mismo tema, que gustoso lo hago, pero insertando como prólogo estas líneas para evitar recelos y suspicacias, ya que los que tenemos un criterio formado de las soluciones económicas y sociales y que, como católicos, no son otras que las emanadas de las sapientísimas Encíclicas del inmortal Papa León XIII, y muy especialmente en la denominada "Rerum Novarum", en cualquier terreno que nos movamos encontramos siempre el obstáculo de los intereses creados; líbreme Dios que al empuñar la pluma para este cometido, pase ni remotamente por mi mente la intención de aminorar los afanes de religiosidad y de alegría, de las fiestas cumbres anuales de tan mi querido pueblo, en las cuales vibra emocionada el alma de todos los villenenses, coincidentes en un mismo sentimiento religioso de veneración excelsa e infinita a su idolatrada Patrona la Virgen de las Virtudes.
EL SINDICATO CATOLICO AGRARIO — La sindicación agraria tiende a resolver con el amor de Dios y practicando su sabia doctrina los problemas económicos y sociales, que cada vez inquietan más al mundo.
Practicando dicha doctrina, el Sindicato Católico de Villena ha llevado a cabo parte considerable de su cometido, como lo demuestra su buena marcha, honrada administración, el ingreso constante de socios, el apoyo moral y material que todos reciben, la economía en los géneros que se facilitan a los mismos y la liquidación progresiva de sus balances.
No obstante la labor desarrollada, es preciso reconocer que no se ha realizado hasta ahora la parte más importante, o sea la social, a pesar de que se intentó al constituirse el Sindicato, siendo, precisamente, la que más falta hace, trasformar a todos los obreros agrícolas de este pueblo en propietarios, que creemos no podrá llevarse a cabo prescindiendo de esta clase de sindicaciones, base indiscutible donde tiene que descansar dicha trasformación y que puedo adelantar que se está en camino de empezar con éxito si los ofrecimientos que tenemos se sostienen.
A pesar de que estas entidades no se han creado con, afanes de lucro y para hacer grandes capitales, sino para beneficiar a sus asociados, proporcionándoles todo cuanto necesiten para su desenvolvimiento agrícola, con economía y garantía de clase y graduación, el capital líquido activo ha aumentado desde el año 1928 en más de doble, habiendo llegado en el último balance a 60.000 pesetas y en el próximo que se hará reglamentariamente en diciembre próximo, llegará cerca de las 70.000 pesetas, con las cuales se han comprado las dos casas donde hoy está instalado.
En el año 1933 retiraron los socios del Almacén Sindical los géneros siguientes: 392.000 kilos de superfosfato de cal 18/20 y 16/18; 237.019 kilos de sulfato de amoníaco 20/21; 48.548 kilos de nitrato de sosa 15/16; 29.000 kilos de cloruro y sulfato de potasa; 21.000 kilos de sulfato de hierro; 10.000 kilos de azufre; 21.297 kilos de abono completo; Porland, Landfort, 28.314 kilos; productos enológicos, 1.144 kilos y patatas de simiente compradas en Pedro Muñoz, 106.343 kilos.
El número de socios cotizantes asciende a 792.
COOPERATIVA VINICO-ALCOHOLERA VILLENENSE.— Sindicato Agrícola como el anterior y acogido a los beneficios de la misma ley de 28 de enero de 1906; el edificio, aparatos y demás utensilios para el funcionamiento de la Fábrica Cooperativa ascienden hoy a 264.166 pesetas, con las aportaciones de los orujos de los socios se ha pagado todo su importe, menos el préstamo en efectivo que hicieron los mismos, habiéndoseles entregado el año anterior la quinta parte y restando tan sólo 38.220 pesetas, que se devolverán descontando de las liquidaciones sucesivas la cuarta parte de dicha cantidad en cuatro años.
El número de socios asciende a 470.
El éxito rotundo de la Cooperativa queda evidenciado con los beneficios cuantiosos que obtienen tanto los socios como los que no lo son, puesto que la instalación de nuestro aparato regula el precio del mercado de los vinos elevados de acidez, que tendrían depreciación importante si no estuviera a disposición de los interesados, por lo cual, aunque la operación de trasformar las brisas en alcohol no hubiera dado el resultado calculado y apetecido, como lo ha dado, ya que el promedio de los cinco primeros años ha resultado a más de cuatro pesetas los cien kilos, precio que jamás pagaron los fabricantes de alcohol y que si ahora pagan más, indiscutible la causa es el funcionamiento de la Cooperativa que si dejara de estar en activo volverían los antiguos precios; por lo tanto, tan sólo con disponer del aparato rectificador, sería lo suficiente para convenirnos la Cooperativa Vinico-Alcoholera Villenense, que en números redondos en años de vinos averiados supone por lo menos de cincuenta a setenta y cinco céntimos en arroba de vino, con¬creta y vulgarmente podemos afirmar la conveniencia absoluta de mantener a toda costa el "Hospital" de nuestros vinos.
En Junta general extraordinaria celebrada el día primero de junio de 1932 se acordó la constitución de las secciones Almazara y Bodega Cooperativa. El importe de la primera asciende a 87.669'37 pesetas, instalada a base de un procedimiento novísimo, que con la práctica de dos años nos ha proporcionado un éxito sorprendente, dando clase selecta de aceite como no habíamos conocido y un rendimiento enorme con relación al que siempre se obtuvo en otras Almazaras, abrigando la esperanza que pasados tres años, o sea una vez pagados los aparatos, nos permitirá reducir el precio de la molienda de la oliva en un treinta o un cuarenta por ciento de lo que se cobra en la actualidad, empezando por la próxima campaña.
La sección Bodega Cooperativa no se ha podido llevar a cabo por el gravísimo quebranto ocurrido el año anterior con la plaga del "mildew"; pero es criterio de los socios de esta sección el construirla lo antes posible, convencidos que es la que más fundadamente ha de contribuir al mejoramiento del precio y calidad de nuestros excelentes vinos.
He aquí a grandes rasgos la historia de los Sindicatos Agrícolas mencionados, desde el año 1928 hasta diciembre del 1933; pero al hablar del Sindicato Católico Agrario, afirmábamos, como católicos, que para nosotros en el momento actual las soluciones económicas y sociales estriban en hacer el mayor número de propietarios, dotándolos de todo lo necesario para su desenvolvimiento agrícola que son los fines de estas entidades agrarias.
En artículo reciente de un leader socialista leo con agrado cómo propugna por la constitución de Sindicatos fuertes y disciplinados; ahora bien, que para que les sirva de base a la instauración del régimen que apetece, en otro artículo de la misma tendencia se van glosando las conveniencias de las Cooperativas, y yo que no desconozco el movimiento sindical de las distintas ideologías en este momento de la España en que vivimos y además por la representación que, aunque modestamente ostento, he tenido, ocasión en organismos centrales en coincidir en soluciones económicas con la representación de Cooperativas vitícolas socialistas, lo que me congratula muy mucho que, aun por distintos caminos, haya este punto de coincidencia, discrepando fundamentalmente en el concepto espiritual, sin el cual nosotros no comprendemos cómo se pueda aspirar a una Sociedad perfecta, es decir, que no puede haberla sin aproximarse en la práctica a las sabias e infinitas doctrinas de Nuestro Señor Jesucristo, legadas con el sacrificio de su vida y el derramamiento de su sangre en el Calvario para redimir a la humanidad.
Encontrando este punto de concidencia, trabajemos todos de buena fe en los Sindicatos y Cooperativas de distintas ideologías, aunque sospecho que no llegarán a su apogeo hasta la instauración de un régimen cooperativista que tenga por base la sindicación obligatoria y libre; los años de experiencia nos lo han demostrado así, la tendencia de que estas entidades sean apolíticas siempre nos crearon los obstáculos naturales de aquéllos que gozaron de apoyo oficial para oponerse a las justas aspiraciones de la agricultura nacional, y al declararlas políticas comprometeríamos su existencia y como consecuencia de estas realidades surgió la idea de crear organizaciones políticas fuera de las entidades y en defensa de sus intereses, y ni aun así se nos da beligerancia valiéndose de cualquier pretexto que en el fondo no es más que la defensa de los intereses individuales en contra de los intereses de la generalidad; mientras tanto, nosotros procuramos hacer el mayor número de propietarios posible, conseguir la revalorización de nuestros productos agrícolas para que nos permita dar trabajo a los obreros, bien retribuidos, salario familiar, etc. y decir pública y constantemente que no tiene derecho a llamarse católico el que a todos sus semejantes, por pobres que sean, no los ame y los apoye como hermanos, aunque tenga distintas ideas, porque si las tiene es que no ha sido tratado como tal, y cuando este régimen cooperativista mixto, que es el único respetuoso con todas las ideas, fuera un hecho, entonces, tal vez, pudieran surgir evolutivamente otras trasformaciones sociales que hoy se encuentran en el plano de las utopías, ya que si es cierto que se han hecho fortunas por procedimientos inconfesables, no es menos cierto que hay otras muchas fruto de la honradez, de la economía y del trabajo, y que el no respetarlas produciría el estancamiento y la muerte del progreso, sin el cual la humanidad toda se sumergiría en indiscutible y espantosa miseria.
Yo le pido a nuestra morenica, a nuestra excelsa Patrona, la Virgen de las Virtudes, que al celebrarse este año los festejos en su honor interceda con su hijo para que nuestra patria chica, nuestra querida Villena, sea donde más arraigue el espíritu cooperativista, extendiéndose a toda España para que se ponga de esta forma al nivel de las naciones más adelantadas.
José García -Villena, agosto de 1934.
Extraído de la revista "El Olivo" de 1934

No hay comentarios:

..... CONTINUAR... PASAR PÁGINA Pinchar en... (entradas antiguas)
Esta Web no se hace responsable de las opiniones de sus lectores. Todo el contenido es público. Usted puede copiar y distribuir o comunicar públicamente esta obra siempre y cuando se indique la procedencia del contenido. No puede utilizar esta obra para fines comerciales o generar una nueva a partir de esta..
Web: www.villenacuentame.com
E-Mail:
villenacuentame@gmail.com