1953 "LA ÚNICA VERDAD" VISITA EMOCIONADA

"LA ÚNICA VERDAD" VISITA EMOCIONADA
Por… José A. Milán Guillén
Se ha dicho en esta misma Revista, y es algo que para los buenos villenenses no necesita reiteración: en Villena, las Fiestas de la Virgen son siempre obligado punto de referencia en la cronología de cualquier acontecimiento. Para Villena, inevitablemente, se dan las cosas «por las Fiestas», antes de Fiestas o después de ellas. Villena tiene «su año»; un año particular que comienza melancólicamente cada 10, y termina cada 5 de Septiembre entre aires de desfile y disparos de arcabucería. De fecha a fecha, Villena se viste de gala y celebra alegremente sus Fiestas en honor de la Virgen de las Virtudes.
Ilustración del autor.
Y hay un momento difícil de hallar en estos días: el instante en que, a solas, debemos comprobar saldos en la cuenta espiritual de la conciencia Es la hora de la meditación tras un nuevo año que se va.
Es difícil, porque en la calle se eterniza el bullicio. Desde cualquier sitio nos invita incansable un «Jazz». Y en cualquier momento, una pequeña multitud nos arrastrará en busca de un acto cualquiera: Villena está de fiesta, y los días están embargados por asistencias ineludibles.
Existe, sin embargo, ese momento de paz. A una hora propicia, aún encontramos en el templo un rincón solitario. Sobre los muros resbala suavemente la alegre algarabía de la calle, y allá lejos parece temblar con timidez un disparo...
En verdad, no sabemos si nos aísla la severa impenetrabilidad de la piedad, o el divino don del recogimiento. Y en esta hora, que sabemos soleada, sólo somos una sombra más, fundida en la quietud y el silencio.
Empapados de la suavidad del ambiente, nos sentimos más alegres, y es una alegría tierna y mansa, que ofrecemos a la Virgen como una flor más para su trono lleno de luz. Frente a Ella, en una muda y total ofrenda, pensamos, sin humillación y sin dolor, en nuestras pequeñas derrotas, en nuestras contrariedades, en esta vida nuestra... que es La Vida, la pequeña vida de todos. Y recontamos nuestras promesas, nuestras realizaciones, nuestras esperanzas.
Al otro lado, el mundo sigue palpitando a impulsos de los eternos motores de la vida; y sin embargo, ¡qué lejos queda todo en esta hora callada! Hay un instante en que, Contigo, Madre nuestra y Verdad nuestra, nos sentimos un poco por encima del Mundo y de la Vida, -más allá de sus errores e injusticias...; pero perdónanos si pudiera parecerte un grito de inmeditada soberbia. -Es sólo un grito de nuestra alma desnuda y entregada, de nuestro corazón que sabemos impuro .., pero sin mancha ahora, Madre, y todo verdad ante la dulce realidad de tu presencia.
Nos sacude, casi dolorosamente, el grave diapasón de una campana: hay que volver...
Pero antes, todavía un ofrecimiento: nuestros dolores, tan seguros en este áspero caminar por la existencia; también nuestros pequeños triunfos, ti así fuera tu designio; y nuestra lucha misma por nuestra vida, por esta humilde vida nuestra que quisiéramos siempre sencilla y noble, para ser dignos de Ti...
Al salir nos ciega el sol, y nos embota el espíritu nuevamente el vaivén rumoroso de la calle. Y nos cruzamos con una rondalla de adolescentes que intentan cantar, apoyados por sus guitarras, esa tierna y emotiva canción que tanto ha difundido y popularizado en España, el milagro hecho voz de unos cantores aztecas: «La plegaria Guadalupana...»
Y es que para Ti, Madre nuestra y Abogada nuestra, no existe la humana acotación del espacio y el tiempo; sólo para Ti no existen fronteras, porque Tu, sólo Tu eres la UNICA VERDAD en este Mundo entenebrecido por el egoísmo y la maldad contagiosa de los hombres.
Extraído de la Revista Villena de 1953

No hay comentarios:

..... CONTINUAR... PASAR PÁGINA Pinchar en... (entradas antiguas)
Esta Web no se hace responsable de las opiniones de sus lectores. Todo el contenido es público. Usted puede copiar y distribuir o comunicar públicamente esta obra siempre y cuando se indique la procedencia del contenido. No puede utilizar esta obra para fines comerciales o generar una nueva a partir de esta..
Web: www.villenacuentame.com
E-Mail:
villenacuentame@gmail.com