1988 LA PROCESIÓN DE «LAS ANTORCHAS»

LA PROCESIÓN DE «LAS ANTORCHAS» Por JOAQUÍN SÁNCHEZ HUESCA
Allá por el año de 1917 un gran villenero, lleno de amor hacia nuestra Patrona, el Rvdo. don Gaspar Archent Abellán, tuvo la idea de coronar canónicamente a nuestra Patrona, la Virgen de las Virtudes. Comentó su proyecto en los distintos ámbitos de la población y tras contar con el apoyo de todos los estamentos, comenzó los preparativos.
Y así el día 1 de septiembre de 1921 apareció el primer número de «La Corona», modesto boletín mensual que se publicó durante veintitrés meses, concretamente hasta agosto de 1923 y en todos ellos se fue dando cumplida información de los distintos quehaceres, así como de las aportaciones que efectuaban los ciudadanos.
Llegó el mes esperado de septiembre de 1923 y la labor de estos años atrás se encontraba perfectamente sincronizada. Se editó el programa de festejos, que contó con novedades importantes, como por ejemplo que las Fiestas durarían del día 5 al 10, siendo éste último día el fijado para el regreso al Santuario, de nuestra Patrona. En la mañana del día 5 se procedería a la bendición del nuevo Manto, que realizado en tisón de oro, fue ofrecido por doña Josefa Amorós. También el día 5 y a las doce de la noche tuvo lugar, con la participación de las Comparsas, una brillante «Alborada» que anunciaría el gran día de La Coronación con repique general de campanas, luces de bengalas, disparos de carcasas y una gran traca.
Ya por fin llegó la mañana del día 6 y tras celebrar en el Templo de Santiago una Misa de Pontifical, en la que participaron los Obispos de Cartagena y de Jaca, dio comienzo la Procesión de la Coronación. En un artículo aparecido en la Revista «Villena» de 1973 firmado por J. Hernández se da cuenta detallada de toda la realización del acto, por ello no pormenorizamos más, pero sí que queremos en este trabajo resaltar un acto que se llevó a cabo la tarde de ese mismo día 6 y que fue conocido como la Procesión de «Las Antorchas».
A las 5 de la tarde, mientras en el interior de la Iglesia de Santiago se rezaba la Letanía y Salve, las Comparsas participantes en dicho año (Moros Viejos, Moros Nuevos, Bando Marroquí, Estudiantes, Marineros, Andaluces, Romanos y Cristianos) iniciaban la referida Procesión, agregándose a continuación una gran multitud de ciudadanos, que en vez de ir en dos filas, como era costumbre, marchaban en grupos y cada uno portaba una antorcha, que consistía en una pantalla de papel encarnado que se colocaba en la vela ordinaria, habiéndose recomendado previamente que dicho papel no fuera de seda ni muy fino, de forma que el viento no lo doblase sobre la llama de la vela.
Se llamó así a semejanza de la procesión que con dicho nombre se realizaba en Lourdes y los fieles cantaban la misma música que allí, pero con letra diferente y para tal fin D. Gaspar Archent escribió las estrofas que figuran al final de este artículo y que en la actualidad se vienen cantando.
El recorrido fue totalmente distinto al del Paseo del día 8 y en el mismo no se efectuaron las paradas tradicionales, solamente las correspondientes a los relevos. El itinerario que recorrió fue el siguiente: Ramón y Cajal, Juan Chaumel, Joaquín Costa, Afueras de San Sebastián, San Cristóbal, Menéndez y Pelayo, Avenida y Paseo de Chapí, San Francisco, Cánovas del Castillo, Echegaray, Trinidad, Luciano López Ferrer, Entrefuentes, Castelar, Pi y Margall, Hilo, Baja, Rulda, Plaza de Biar, Onil, Cantones, Onil, Rambla, Santa María, Constitución, Mayor y Plaza de Santiago.
Esta misma procesión se volvió a repetir en la Coronación de 1948 y más tarde, en 1973 con motivo de las Bodas de Plata de la segunda coronación se celebró nuevamente.

 LETRILLA POPULAR  
para la procesión de las Antorchas
Ave, ave, ave, María.
Ave, ave, ave, María.
Salve. Virgen pura
de Virtudes llena
reina de la gloria,
reina de Villena.
Eres. Madre hermosa
fuente de virtud,
santa medicina
que da la salud.
De ser pueblo tuyo
Villena blasona,
por eso a tus sienes
ciñe una corona.
Corona que es oro,
de rica valla
y dice: la reina
del pueblo es Mana
Sus calles adorna
Villena con flores,
que pasa su Virgen
brindando favores.
Con amos y luces
Villena adornada,
trono es de María
reina coronada.
Villena el amparo
del cielo pidió
y Dios compasivo
la Virgen mandó.
La peste que al pueblo
diezmaba inclemente
calmo de María
la faz sonriente.
La fuente del Chopo
fuente es de consuelo,
sus aguas bendice
la reina del cielo.
No hay madre tan dulce
no hay madre tan buena
para el villenense
como su MORENA
Los pueblos en masa
llenos de alegría
vinieron cantando
el AVE MARÍA
Venid. forasteros,
venid a adorarla
que salva a los pueblos
que saben amarla.
Si Murcia afligida
su auxilio invocó
su manto bendito
la peste ahuyentó
Y Almansa y Alhama
Novelda y Salinas
de Ella consiguieron
gracias peregrinas.
Madre cariñosa
Reina de Virtudes,
siempre al que te invoca
con amor acudes.
Bendícenos hoy
que a tus pies estamos
¡Gracias para todos
que todos te amamos!
Extraído de la Revista Villena de 1988

No hay comentarios:

..... CONTINUAR... PASAR PÁGINA Pinchar en... (entradas antiguas)
Esta Web no se hace responsable de las opiniones de sus lectores. Todo el contenido es público. Usted puede copiar y distribuir o comunicar públicamente esta obra siempre y cuando se indique la procedencia del contenido. No puede utilizar esta obra para fines comerciales o generar una nueva a partir de esta..
Web: www.villenacuentame.com
E-Mail:
villenacuentame@gmail.com