2017 PASTORES Y PASTORAS ESTAMOS EN NAVIDAD

En estos tiempos es normal que un día 9 de diciembre estemos en Navidad... Feria de Navidad por el Rabal, Pregón, Belén y encendido de luces, todo esto hace unos años atrás no era así la Navidad, llegaba en sus días, pero los tiempos cambian... 
Con un salón de actos de la Casa de Cultura con el cartel de completo comenzó el acto con la concejal de Cultura y Fiestas Conchi Beltrán...
Alcalde, miembros de corporación, presidente y miembros de la Asociación de Belenistas, Presidente de la Asociación de Navidad y Reyes de las Virtudes, familiares, amigos y amigas, buenas tardes.
Hoy es un día muy importante en nuestra ciudad, celebramos el anunciamiento de la llegada de la navidad y quien mejor para realizar el pregón de navidad que nuestra pregonera Doña Ana Valdés Menor.
Una mujer que difunde y custodia el saber, la ficción, los ritos, las tradiciones, los cuentos, los sueños. Que se le ilumina la cara y se define como “bibliotecaria” con toda la magia que encierra esas palabras.
Apasionada de los libros, sea cual sea su trama. Es un placer ver cómo los toca, abre, pasa suavemente su mano por las páginas, cómo los comenta y cómo los vende, sobre todo cómo te ayuda a elegir tu libro deseado. Quizás sea porque pasó parte de su niñez entre los mostradores del “Supermercado Valdés” que regentaban sus padres y, como se duele decir, “de tal palo tal astilla”.
Su amor por los libros se manifestó pronto. A temprana edad catalogó “la biblioteca” de su casa. Cuando acabó COU, inició la diplomatura de Documentación en la Universidad de Murcia. En 1993, compaginó su último año de diplomatura con una beca de colaboración con las Bibliotecas municipales. Posteriormente, obtiene la plaza de Auxiliar de Bibliotecas en el Ayuntamiento de nuestra ciudad. Al poco tiempo se casa con Jose, nace Ana Soriano y, compaginando la crianza, realiza la licenciatura de Documentación en la Universitat Oberta de Cataluña. Una vez licenciada obtiene la plaza de Técnico de Biblioteca en nuestra ciudad. En 2018 cumplirá 25 años de bibliotecaria, desempeñando su labor siempre en las Bibliotecas Municipales de Villena. También hay que destacar que, en la actualidad, es profesora tutora de la licenciatura de documentación en la Universidat Oberta de Cataluña. Es conocido que las bibliotecas de nuestra ciudad no se dedican exclusivamente a custodiar libros, sino que realizan bonitas y efectivas campañas para difundir la lectura y Ana, como el resto del personal, participa con mucha ilusión y creatividad en todas ellas.
Al margen, de su actividad profesional, Ana colabora en muchas actividades culturales. Con frecuencia es llamada para organizar y participar en actividades organizadas por librerías. No solamente en Villena, también en Alicante, Caudete, Monforte por citar algunas.
Especial énfasis pone en acostumbrar a la lectura desde muy pequeños, impartiendo charlas a mujeres embarazadas y posteriormente realizando junto con sus compañeras la “bebeteca”. Es mantenedora del club de lectura “Entre libros” que organiza la librería Ítaca.
También tiene premios como escritora o “microescritora” destacamos el que obtuvo en 2010 convocado por el Museo Picasso de Barcelona y el premio Orange.
Empieza a ser cotidiano encontrar a Ana en los eventos culturales de nuestra ciudad. Se pueden leer artículos suyos sobre fiestas, ya que también entre sus facetas es el amor a su comparsa de cristianos y otro tipo de relatos o artículos en las revistas locales.
Ha participado en varios recitales de poesía “A microabierto” organizados por la Kakv. Es promotora y mantenedora del Portal de poesía Amalio Gran y es una de las organizadoras del certamen internacional de poesía Amalio Gran. También prologó el libro “Amalio Gran. La inedición de un poeta”.
Ana colabora con muchas asociaciones en el ámbito cultural. Quizás destacar su total implicación en la campaña, organizada por la Asociación de Comerciantes, “los escritores Vi son un premio para ti”, que realizó una extensa recopilación de autores y autoras villeneras, conectando sus textos con los comercios que participaron. Participó en la presentación del cartel de fiestas y revista especial “Día Cuatro que fuera” 2017, sacando su faceta de actriz. Los últimos domingos de mes, la pueden escuchar en “La música que esconden los libros”, el programa de la emisora local MQR dedicado a libros y música del que es co-directora y recientemente ha cumplido dos años en antena.
Ana siempre colabora de forma desinteresada y altruista. Es de las que piensa que el espíritu de navidad se debe practicar cada día. Para ello, no tiene inconveniente en embarcar a su familia. Cuando montaban el Belén en su casa, organizaba con el Colegio una “excursión” de los niños y niñas de infantil para que lo visitaran. Cada niño y niña salían con ”un detallico” de la visita. El espíritu familiar se contagia y, por ello, también es frecuente ver a sus hijas Ana, Ángela e Isabel siguiendo los pasos de su madre con orgullo, actuando en obras de teatro, recitales o participando en concursos de relatos y cuentos. Por supuesto, no nos olvidamos de Jose que “amenaza” con volver a casa por Navidad una vez se instale el belén de la Asociación de belenista o mejor dicho el belén de Villena en la Casa de la Cultura. Recientemente Ana “ha tenido una alegría”, como diría ella; ha sido nombrada representante nacional en la comisión para lograr los objetivos de acceso gratuito y libre a la información incluidos en la agenda 2030 de la ONU.
De Ana sabemos que es muy exigente, le gustan las cosas muy bien hechas (esto no siempre es una virtud), es directa y no soporta la mentira ni la doblez. Pero también es una mujer muy divertida que le gusta organizar cosas cuando se encuentran entre amigos. Por ello, la Asociación de Belenistas, en su comida anual, esperan el momento de “las bromas de Ana” porque la Navidad también es diversión y el cariño se demuestra arrancando una sonrisa o unas risas.
Llega el momento de ceder la palabra a la protagonista de esta tarde, con todos ustedes pido que suba al escenario a Doña Ana Valdés Menor, pregonera de la navidad 2017.
Felicitar a la escuela municipal de danza del conservatorio profesional de Villena y a su profesora Ana Teresa.

ANA VALDES MENOR Pregón Navidad 2017
Muy buenas noches, autoridades, asociaciones, belenistas.... Un saludo para todos y todas. Un saludo que a la vez es un agradecimiento al M.I. Ayuntamiento de Villena, en la voz de Conchi Beltrán García, concejala de cultura, por invitarme a realizar este pregón de Navidad. Agradecimiento por mí, ¡y por mi madre! Que la habéis hecho una mujer muy feliz. Y como me siento entre familia, amigos y muuuchas amigas, solo vuestra presencia ya me hace estar contenta y a la vez, tranquila. Muchísimas gracias.
Pastores y pastoras,
abierto está el edén.
¿No oís voces sonoras?
Jesús nació en Belén.
Así anunciaba la Navidad Amado Nervo, con muchísima alegría y expectación... pero en la actualidad corren malos tiempos para la navidad. Comenzar así un pregón donde vamos a celebrar estas fiestas puede resultar duro. Pero si entendemos la navidad como un tiempo donde debería primar la comunicación, las buenas palabras, las palabras que sanan, que reúnen, que llenan vacíos... Estarán conmigo de acuerdo que... corren malos tiempos para la navidad.
Como sabéis yo vivo rodeada cada día de cientos de libros, de lecturas, de historias, de cuentos, de canciones, retahílas, rimas, poesía... pero en cambio, nos faltan palabras.
Nos faltan palabras que calmen a esas mujeres que pelean cada día para salir del agujero de golpes en el que viven y que, como aquellas madres judías, ante el edicto del Rey Herodes, protegen a sus hijos hasta la muerte.
No tenemos palabras para esa gente que sigue buscando casa, porque la ha perdido, como la Virgen María y San José buscaban posada, porque no tienen donde alojarse.
No queremos tener palabras para unir pueblos en lugar de abrir fronteras.
Mantenemos silencio ante las miles de personas que cada día lo abandonan todo, dejan su país, con miedo y rabia, en busca de una estrella que los guíe, y alumbre de verdad una vida digna, como hicieron los reyes magos siguiendo la estela de El Salvador.
Volvemos la espalda a las palabras de aquellos que las utilizan para pedir un trabajo o quienes lo tienen, pero pasan frío y casi hambre por las condiciones pésimas del mismo, sin una hoguera a la que recurrir, como hacían los pastores, esperando la Buena Nueva.
Y no podemos describir con palabras el dolor que produce el éxodo masivo de hombres y mujeres, como sucedió hace más de dos mil años en la huida a Egipto, y que llena la tierra de refugiados y cadáveres que, aunque no los recordemos, también tendrán que hablar de navidad.
Y, por el contrario, sobran las palabras necias que no pueden caer en oídos sordos, porque la verborrea caprichosa de unos cuántos influye en la vida de absolutamente todos.
Ante todo ello, como dice Alejandra Pizarnik, poetisa argentina,

“Ellos celebran la Nochebuena, 
que sólo lo será para mí también 
si logro desanudar mi garganta, 
lo cual es improbable”
Y es que es verdad que es difícil que en los tiempos en los que vivimos se nos “desanude la garganta”. Pero por eso, por ello precisamente necesitamos la Navidad. ¡Eso sí! La navidad entendida como lo que ha de ser: como los días en los que las palabras calman la pena que supone el recuerdo de quien ya no se sentará jamás a la mesa con nosotros; donde las palabras, hechas villancicos alegrarán los días y harán reír a los más pequeños cuando a San José se le escape la cuchilla haciendo botas y....; donde el “Feliz Navidad” será el prolegómeno a un gran abrazo de quien se hallaba lejos y por fin se reúne con los suyos. Donde las palabras llenarán los silencios incómodos que en ocasiones surcan el año por una discusión mal zanjada; donde una conversación supondrá el conocimiento de que no estamos solos; donde las palabras, las buenas palabras de corazón, las palabras dichas cara a cara, a veces en susurros, a veces a voz en grito de felicidad, pero siempre dichas, nos harán satisfacer un hambre de dulzura que , sin saberlo, muchas veces sentimos.
Es este el tiempo donde Dios se hizo hombre. Y precisamente, como decía Ortega y Gasset “Si Dios se ha hecho hombre, ser hombre o mujer es lo más importante que se puede ser. Dios se hizo hombre, para hacer al hombre Dios” Por lo tanto, los hombres y las mujeres somos quienes tenemos el poder de que el tiempo de Navidad no sea excepción si no rutina, y seamos capaces siempre de dar alegría, calor y cobijo a los que tenemos cerca, aunque sean desconocidos.
Y hay que saber, que alegría es, por ejemplo, abrir una biblioteca que está cerrada, para albergar, aunque sea un rato, a quienes no tienen otro lugar de ocio y encuentro;
Y calor es agradecer a quienes, por trabajo o de manera voluntaria prestan su tiempo y su pasión a los que tienen el tiempo pero ninguna pasión por vivir puesto que lo han perdido todo... menos la dignidad.
Y cobijo es dejar de girar con el mundo apresurado unos minutos, dejar atrás nuestras quejas infundadas y, de veras, echar una mano a quien lo necesita: con nuestra atención, con nuestra ayuda, con nuestra sonrisa, con nuestras palabras. ¡Benditas palabras!
Recordad: La verdadera navidad estará siempre en vuestras palabras, pues son ellas las que curan, calman y reúnen. Utilizadlas para crear verdadera Navidad con ellas.
Pero, es verdad, que también tenemos la suerte de que hay mucha gente que realmente vive la navidad y la crea, y la inventa, y la transmite.... y hace que todo el pueblo participe de ella, porque sin la Asociación de Fiestas y Reyes de las Virtudes, Villena no olería tanto a navidad como estos días, pues gracias a ellos la pedanía de la Virgen se transforma en un verdadero belén viviente, que camina hacia la ciudad con su mágica cabalgata de reyes que todos esperamos con impaciencia, pues será el momento de ajustar nuestros comportamientos en forma de regalos, aunque en el fondo, nos sirve para mirarnos un poquito adentro y todos sabemos, que la justicia no existe, así que, todos esperamos lo que hemos pedido, aunque sepamos que no siempre lo merecemos.
Y no solo ellos, si no también otras asociaciones del pueblo hacen que Villena sea un buen lugar para disfrutar de estos días: la asociación de comerciantes, los comerciantes (mis padres han sido comerciantes toda la vida) hacen esfuerzos para que tengamos las calles bonitas, los escaparates iluminados y de alguna manera ese espíritu navideño nos impregne aunque seamos impermeables. Y otras agrupaciones, grandes y más pequeñitas de la ciudad, se han encargado estos días de hacer recogida de alimentos, ropas y juguetes con el fin de que todos seamos un poquito más iguales, aunque sea por un instante. Todos ellos, todos nosotros... el enjambre de la sociedad al completo, somos los únicos capaces de convertir el sueño de la navidad en realidad diaria. Como dice Pedro Villar, poeta casi de nuestra ciudad,

“Cuando mi voz tuvo el tamaño de los sueños,
recogí una a una las palabras”

Y así, recogiendo palabras, regando ilusión, sembrando trabajo y unión, crece la navidad en cada uno de nosotros.
Y por supuesto, ¡qué sería la navidad sin belenes! Esos pequeños belenes de casa donde cobran vida, sin saberlo, lo que en realidad necesitamos: una sociedad plural, diferente, multicultural, integradora....gracias a las figuritas mezcladas de plástico, barro, cabezones, finos... donde nunca falta una pastora coja, un soldado manco o algún que otro ángel decapitado. Vamos... figuritas, cada una de su padre y de su madre, heredadas desde no se sabe cuánto, que vienen de no se sabe dónde y que iban al bote redondo del detergente, según se recogían sin mucho esmero. Y así se formaba el pueblo, con amor y cariño, y sin importarnos la procedencia de cada pastor, porque los conocíamos y nos interesábamos por ellos y así sabíamos quienes eran sus mujeres, y las ovejas que rondaban e incluso el nombre de los perros. Y nos daban igual las discapacidades de cada uno, porque cada figura tenía su lugar, su papel y su función, y el belén de casa no era el mismo si faltaba alguna. E incluso nos reíamos si un rey tenía la corona un poco rota y así parecía menos rey, si a Herodes se le había tronchado la espada, con la que podría acosar a menos niños.
Y del gusto de esos belenes chiquititos, y del genio, el riesgo y el arrojo de unos cuantos hombres surge, hace ya más de cuarenta años, la asociación de belenistas de Villena a la que le debemos el asombro y la incredulidad que nos embarga cuando cruzamos el umbral de la sala que aloja el nuevo belén, cada año.
Y creo que entenderán que tenga que detenerme un poco en ella, por la relación especial que mantengo con esta asociación, y porque, la verdad, para qué mentir, la siento mía: mi asociación de belenistas de Villena. Porque si hay alguien que de verdad hace crecer la navidad, y convierte su creación en algo físico es esta asociación, a base de todo lo que caracteriza el espíritu navideño: cooperación desinteresada, solidaridad y trabajo que no se aprecia, pero suscita alegría.
Esta asociación que, igual que los belenes de casa, generan amor y mimo en torno a cada pieza de corcho que labran, cada pincelada que dan y cada figura que colocan. Y ellos sí crearán navidad, porque los poquitos que conforman la asociación, saben que se necesitan mutuamente, y ninguno es nada sin el otro, y cada uno ocupa un lugar distinto, pero todos los puestos, de esta manera, son igual de relevantes: la que pinta pacientemente, puntito a puntito, el mosaico del suelo incluso sabiendo que no se verá; quien dibuja los frescos de un palacio que ni siquiera el rey más preciado podrá habitar jamás y no se podrán valorar nunca; los que decoran las tejas de un pueblo que está a kilómetros de distancia y saben que solo se contemplará un cachito a través de alguna ventana; la reina del atrezzo que fabrica palomas, jarrones, y cuencos salidos de elementos imposibles; el que casi nos abandona porque ahora ilumina la ciudad completa; el especialista en agua, que es vida; quien hace las líneas rectas, sin necesidad de ninguna regla; quien se salta todas las reglas y hace lo que le viene en gana; el que construye barrancos perfectos...pero seguros para no despeñarse; quienes van en matrimonio a crear belenes nevados; el joven que en su absoluto silencio se construye su propio nacimiento; el que pasó años barriendo y ahora ya es casi maestro; quienes recorren la Francia, pero siguen fotografiando las figuricas de Villena;... todos los que son, destacando al Sr. Juan, que siempre será El presidente, ocupe quien ocupe el cargo. Pero también recordando a los que han pasado por ella, aportando siempre toda su pasión, y que ya han fallecido que la vida ha hecho que tengan que abandonar la asociación por distintas causas. Abandonarla, que no olvidarla ni dejar de quererla, como nuestro querido Pedro Albuixech, del que la Asociación jamás se olvida, porque, Pedro ¡tus belenes de cepas son irrepetibles!
A todos ellos y ellas, gracias... Gracias por vuestra constancia, cabezonería, trabajo, esmero y buen humor. Estar cerca de vosotros supone la posibilidad de vivir muy buenos momentos repletos de anécdotas e historias que puedo recordar junto a mi familia una y otra vez. ¡Gracias, de corazón... De corazón navideño!
Y con todo esto, pronto llegará Nochebuena, y comenzarán los verdaderos días de Navidad. Para algunos días de mucha alegría en torno a mesas construidas con esmero, pero también estarán, cono dice la escritora infantil Alicia Casati,

“los que al llegar las 12, no tendrán con quien chocar su vaso, tal vez por decisión propia, tal vez
por decisiones compartidas, tal vez porque lo decidió la vida.
Y estarán quienes rodeados de un montón de gente, no podrán brindar con la persona que
quieren, por infinidad de motivos, porque ha viajado, porque vive lejos o porque tal vez haya
partido en ese trayecto que une la Tierra con el Cielo”

Y ya lo decía Lope de Vega,

“Yo vengo de ver, Antón,
un niño en pobrezas tales,
que le di para pañales
las telas del corazón”
A todos ellos, a todas ellas, a quienes necesitan telas del corazón va dedicado mi mensaje de Navidad...a los que la disfrutan muchísimo y en compañía, y a los que de alguna manera estarán solos, física o espiritualmente y una sidra o un mazapán no modificarán la sed y el hambre de Amor.
Y para todos vosotros, para todas vosotras, deseo que la ilusión del nacimiento del niñico pueda de alguna manera llenar todos vuestros vacíos, que en ocasiones nos producen tristeza y desamparo en el alma, pero seguro, segurísimo, que hay decenas de gestos simples estos días –y cada día-(un café, una mirada, una risa, una caricia, un ¡venga que tú puedes!) que os hacen revolotear y daros alas para comenzar con alegría el nuevo año. Ojalá los sepamos ver y reconocer siempre; y recordad utilizar vuestras palabras para conseguirlo: palabras dulces pero comprometidas con vuestras acciones. Solo así conseguiremos, todos juntos, como decía la canción
“un mundo más amable, más humano”.
Y ahora sí QUE EL MILAGRO DE LA NAVIDAD SE PRODUZCA Y QUE LA PAZ...ESTÉ
CONTIGO.
Buenas noches y muchísimas gracias.
Ana Valdés Menor . En Villena, a 9 de diciembre de 2017
 Entrega del Trofeo a la pregonera 2017
Conchi Beltán agradeció también a la Asociación de belenistas, por todo el trabajo y esfuerzo que han tenido a la hora de llevar a cabo el belén de la ciudad de Villena, en el que año tras año sorprenden a toda la ciudadanía. Dando la enhorabuena a su nueva directiva y agradeciéndoles toda su dedicación y participación. 
Toma la palabra el presidente Don José Antonio Soriano Azorín para que nos explique cómo es el belén este año...
JOSÉ ANTONIO SORIANO AZORÍN
Muy buenas noches y bienvenidos a este acto, el cual, está bien recordar, que fue creado por la asociación de belenistas de Villena, que desde el mes de Marzo, presido yo y que fue esta misma asociación la que decidió que no había otra forma que, una vez consolidado el acto, le perteneciera al ayuntamiento organizarlo.
Primero, me gustaría dar las gracias a mi antecesor en este cargo, José Francisco Hernández Amorós, ya que sus cuatro años como presidente de nuestra asociación han sido unos años muy difíciles desde el primer momento por varios motivos: por ser un número reducido de socios (cosa que no ha cambiado ostensiblemente), por ver reducido nuestro presupuesto por parte del ayuntamiento y además, los problemas de nuestra inexistente sede.
He de recordar que esta asociación nació pegada al ayuntamiento y ahí continúa, a su lado, porque así lo queremos. Toda estas problemática ha hecho que la asociación haya estado a punto de desaparecer, a pesar de que nadie se haya dado cuenta, porque la exposición que nosotros llevamos a cabo, el belén municipal, es decir, el belén de nuestra querida ciudad de Villena, nunca se ha visto afectado. Por todo ello, quiero desde aquí darle las gracias a Pepe en nombre de toda la asociación, puesto que han sido años muy difíciles y no podemos más que agradecer tu entrega para que nuestra ciudad tenga el belén monumental que se merece.
A veces no hay entendimiento si las personas no se sientan a dialogar (ya lo estamos viendo en España últimamente) pero el ayuntamiento y la asociación de Belenistas llegaron a un acuerdo como no podía ser de otra manera, demostrando que tenemos más puntos en común que diferencias respecto a la exposición del belén y otros temas en los cuales vamos a seguir trabajando.
Gracias a ello este año nos estrenamos con un taller de nacimientos recortables para niños, este será llevado a cabo este domingo diez por la mañana en el mercado de navidad. Hay otros proyectos que le hemos expuesto al sr alcalde y a la concejala de cultura pero que esperamos que se consoliden para llevar a cabo en los años venideros.
Y también gracias a ello este año os presentamos nuestra nueva creación que se comenzó a realizar a finales de mayo. Este año se trata de un belén monumental a cielo abierto de estilo hebreo en el cual podremos ver representadas varias escenas: anunciación a María, Empadronamiento, Pidiendo Posada, nacimiento, Anunciación a los pastores, Adoración de los Reyes Magos y este año como novedad tendremos un Herodes en su espectacular palacio en primer plano, escena que no es muy habitual en este tipo de belenes
Esto que ustedes van a contemplar dentro de unos minutos no es más que un camión de porexpan o corcho blanco, innumerables botes de cola, 200 kilos de escayola, 50 kilos de pintura, 200 figuras humanas e incontables de otros tipos, cables, bombillas, telas, etc... y muchísimas horas de dedicación y trabajo para reconvertir la materia prima en pequeñas obras de arte que esperemos que ustedes disfruten.
Y como siempre mantenemos la tradición de nuestro rincón en el cual solemos exponer un Belén de tamaño más reducido pero no exento de encanto en el que se intenta representar un Belén o escena diferente al monumental. Este año en dicho rincón van a encontrar una alegoría a la noche de Reyes Magos, donde se ha intentado fusionar lo antiguo que será una parte hebra y la actualidad basada en casas de estilo modernista que tan de moda esta en nuestra ciudad. También podrán apreciar como una niña sueña con sus Majestades los cuales pueden traer los regalos soñados o para los traviesos, carbón.
Creo que ya está bien de desvelar detalles del Belén de este año porque no hay nada como contemplarlo aunque ya saben ustedes que seguro que con una sola visita no sean capaces de ver todos los detalles.
Cómo no , no podría pasar por alto la que posiblemente sea la actividad más antigua de la ciudad , el concurso de belenes de la ciudad de Villena que en este año será su edición nº 43 y que convoca la Asociación Belenistas y nuestro concurso más reciente que vio la luz el año pasado y nos vimos desbordados por su éxito, una encuesta sobre diferentes preguntas acerca del Belén para realizar los niños con sus padres y que posteriormente se sorteará entre todas las encuestas un premio de la Asociación.
También me gustaría dar las gracias a Pepe Ayelo director de la Casa de cultura y a todo su equipo (Benjamín, Juan, Blas, Ana) y al personal de limpieza que no lo ponen muy fácil para que nuestra labor sea más llevadera.
Por último felicitar a la pregonera Ana Valdés Menor que tan ligada está a la Asociación de Belenistas y que seguro que realizará un maravilloso pregón de Navidad.
Sólo me queda que desearles unas felices fiestas de Navidad y un nuevo año cargado de grandes momentos.
Paz y bien muchas gracias.

No hay comentarios:

..... CONTINUAR... PASAR PÁGINA Pinchar en... (entradas antiguas)
Esta Web no se hace responsable de las opiniones de sus lectores. Todo el contenido es público. Usted puede copiar y distribuir o comunicar públicamente esta obra siempre y cuando se indique la procedencia del contenido. No puede utilizar esta obra para fines comerciales o generar una nueva a partir de esta..
Web: www.villenacuentame.com
E-Mail:
villenacuentame@gmail.com